1.- Nota Informativa del AYUNTAMIENTO de BADALONA

2.- Nota de prensa del Defensor del Pueblo Vasco en su web

3.- Resolución de la Defensora del Pueblo Vasco completa

4.- Resolución presentada al Parlamento Andaluz

Si no tienes lector de documentos PDF, bájatelo gratis aquí

Bájate un tríptico en PDF donde te explicamos todo lo necesario para saber como actuar en caso de conflicto con las fuerzas del orden. Distribúyelo entre tus amigos:
Tríptico a dos caras (sólo 200 KB) pulsando aquí
Y lo mismo en inglés aquí (120 KB)

Recurso de un particular contra una denuncia realizada por la policía local del AYUNTAMIENTO DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA por
"Hacer nudismo en zona no autorizada y negarse a abandonar su actitud" 19/03/2009

D. JULIÁN ..., con DNI nº XXXXXX y domicilio a efectos de notificaciones en YYYYYYY, en Las Palmas de Gran Canaria, comparece y como mejor proceda en Derecho

EXPONE

1º.- Que con fecha de 15 de marzo de 2009 se me hizo entrega del boletín de denuncia arriba indicado, por “desobedecer los mandatos de la autoridad o de sus agentes dictados en directa aplicación de lo dispuesto en la presente ley (1/92), art. 19, cuando ello no constituya infracción penal. Hacer nudismo en zona no autorizada y negarse a abandonar su actitud”.


2º. Considerando, con el debido respeto y en términos de defensa, que esta denuncia no se ajusta a Derecho y es gravemente perjudicial para mis intereses, formulo en mi descargo las siguientes

ALEGACIONES

PRIMERA.- El artículo 19.1 de la Ley Orgánica 1/1992, de 21 de febrero, sobre Protección de la Seguridad Ciudadana, dispone:

“Los agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad podrán limitar o restringir, por el tiempo imprescindible, la circulación o permanencia en vías o lugares públicos en supuestos de alteración del orden, la seguridad ciudadana o la pacífica convivencia, cuando fuere necesario para su restablecimiento.

Asimismo podrán ocupar preventivamente los efectos o instrumentos susceptibles de ser utilizados para acciones ilegales, dándoles el destino que legalmente proceda”.

         Según este precepto legal, aplicado al caso que nos ocupa, la Policía Local sólo podía limitar o restringir mi permanencia en la playa, o exigir que lo hiciera en determinadas condiciones (vestido), si se hubiera alterado el orden público, la seguridad ciudadana o la convivencia pacífica. Ahora bien, no se dio ninguna de estas circunstancias, que ni siquiera se mencionan  en la denuncia. Tampoco se practicó ninguna identificación a terceras personas que estuvieran presuntamente alteradas por la desnudez del denunciado en la playa.

       El 15 de marzo de 2009, en la fecha, hora y lugar indicados, yo me encontraba con mi familia y unos amigos en la playa de Las Canteras de este municipio, en pacífica convivencia con ellos y con las demás personas que disfrutaban del entorno. Salvo que el Ayuntamiento pruebe lo contrario, tal como dispone el artículo 137.1 de la Ley 30/1992 (“los procedimientos sancionadores respetarán la presunción de no existencia de responsabilidad administrativa mientras no se demuestre lo contrario”), estamos en ausencia absoluta del elemento objetivo de “perturbación en la pacífica convivencia”. Por ello, mi negativa a vestirme fue legítima, por considerar arbitraria y sin fundamento legal la orden de los Agentes, dicho sea con el debido respeto y consideración a sus funciones.

Apréciese en su medida, que se trataba de dos familias adultas perfectamente estructuradas y socialmente responsables, acompañadas ambas de sus respectivos hijos. Parece cuando menos ilusorio que, unas familias de estas características, tengan un comportamiento antisocial que determinaran unos hechos como los que se les pretende atribuir.

SEGUNDA.- Asimismo, entiende esta parte que la Policía Local carece de competencias para regular la obligación de vestir prendas de baño en las playas de este municipio. En efecto, no puede considerarse título competencial suficiente la Resolución del Ayuntamiento de 4 de noviembre de 2005 (BOP de Las Palmas de 30 de noviembre de 2005), por tratarse de una norma reglamentaria que, además, carece de disposiciones sancionadoras.
       
       Las competencias derivadas de la Disposición Adicional Octava de la Ley 7/1985, reguladora de las Bases del Régimen Local, están limitadas por la Constitución y, en especial, por la necesidad de una habilitación legal para intervenir que ésta exige. Y como se ha expuesto en el apartado anterior, no estamos ante una alteración del orden público la seguridad o la convivencia que justifique dicha intervención en la esfera de los derechos y libertades individuales de las personas.

              Por todo ello,

SOLICITA

I.- Tenga por interpuesto en tiempo y forma este escrito de ALEGACIONES, a los efectos legales oportunos.

II.- Estimándolas, declare la inexistencia de vulneración de la Ley Orgánica 1/1992 de Protección de la Seguridad Ciudadana, y ordene, en consecuencia, el archivo de la denuncia.

Justicia que pido en Las Palmas de Gran Canaria, a 25 de marzo de 2009.

Fdo.: Julián xxxxxx

NOTA: Elaborado por el afectado en base a consultas a Legalitas y a los juristas que asesoran al presidente de la FEN. La FEN da soporte a este recurso y a los que de él se deriven. Este texto es copyleft y por tanto se agradece su difusión en webs de temática similar.

Bájate un tríptico en PDF donde te explicamos todo lo necesario para saber como actuar en caso de conflicto con las fuerzas del orden. Distribúyelo entre tus amigos:
Tríptico a dos caras (sólo 200 KB) pulsando aquí
Y lo mismo en inglés aquí (120 KB)

Si no tienes lector de documentos PDF, bájatelo gratis aquí
   
Contáctenos Página principal English version