La asamblea anual

El pasado sábado 2 de julio nos reunimos en Madrid los representantes de las Asociaciones Naturistas federadas para celebrar la Asamblea anual.
Por la mañana liquidamos los asuntos de rigor: aprobación de cuentas y presupuestos; informes de actuaciones legales y de actividades, etc.

Tras una comida sencilla en un bar cercano, el Ribada, dedicamos la tarde a hablar de la conveniencia o no de pedir señalización de playas, y en su caso, en que términos.
Esta discusión siempre nos produce un poco de “esquizofrenia”, si se me permite la palabra. Como Naturistas, y en especial como dirigentes y por lo tanto ideólogos, todos estamos de acuerdo en que debemos normalizar la desnudez, y en especial en los lugares de baño, empezando por las playas. Pero por otra parte un cartel del tipo “zona de tradición Naturista” (y más aún uno de “zona nudista”) es evidente que protege la playa, no sólo de la entrada de gente con bañador (disminuye algo), sino también de que se sientan con algún tipo de derecho imaginario a insultarnos o reprimirnos.

El lunes siguiente me acerqué con mi mujer a comer algo de comida sueca al Ikea, y como otras muchas veces advertí la presencia de un par de chicas jóvenes dando de mamar a su hijos. Me di cuenta que sólo lo veía en Ikea, y no por ejemplo en otros centros comerciales como Eroski. Enseguida deduje la causa: en el restaurante de Ikea no existe una habitación de lactancia.
¿Es bueno para las mujeres que existan habitaciones para lactancia en centros comerciales y otros sitios públicos? Por una parte sí. Es cómodo, nadie te mira, estás con otras mujeres que hacen lo mismo,… pero a la vez disminuye la normalidad al perder visibilidad y a la postre la mujer pierde la libertad de poder amamantar en cualquier sitio, lo que limita su libertad de movimientos.
Es evidente que la lactancia en público no está prohibida, pero si estás en un centro comercial en que hay carteles por todas partes que indican con una flecha que hay una “sala de lactancia”, te sentirás obligada a ir a esa sala y quizás tu pareja no querrá entrar contigo, no sea que las demás mujeres duden  sobre si eres o no una especie de “mirón”. Y si decides amamantar fuera, es posible que nadie te diga nada, pero a lo mejor recibes alguna mirada desaprobatoria, como mínimo.

¿Qué es preferible, disfrutar de la comodidad y la protección de una sala de lactancia, o pagar el precio de no pedir esas salas para así disfrutar de la libertad de poder amamantar a tu hijo en cualquier lugar? La ONU y la mayoría de los organismos que he consultado opinan que lo más importante es dar visibilidad y normalizar la lactancia en todos los sitios (¡hasta en el trabajo!), y hacen campañas de las que nos venimos haciendo eco en este blog.

La señalización de las playas naturistas:

Entiendo que algunos Naturistas quieran disfrutar de la protección que da un cartel de “Playa nudista, respete nuestros valores”, o similar. Pero debemos plantearnos si eso contribuye a la normalización de la desnudez como una forma más de baño, o si contribuye a lo contrario. Es claro que la mayoría de las veces que vamos a la playa no vamos con la intención de contribuir a la visualización de nada, ni de educar a nadie, ni de discutir con nadie. Sólo queremos pasar un día agradable con nuestra familia, con nuestros amigos, con nuestras amigas. Y es evidente que el cartel puede contribuir a darnos esa tranquilidad que buscamos. También es evidente que, como en el caso de lactancia, la existencia de carteles trasmite a los usuarios intolerantes el falso mensaje de que ese es el único sitio en el que se puede prescindir de la ropa del baño, e incentiva incluso posibles actitudes violentas hacia los que deciden hacer uso de otras playas en las que no haya señales. Trasmite también un mensaje absolutamente contrario a nuestra filosofía, cual es que el cuerpo humano no es bueno, y que no debe verse salvo en ocasiones y lugares específicos (y en nuestro caso con más intensidad que en el del amamantamiento en público, pues hay más ignorancia).

¿Solución? No la tenemos o no es fácil. Nuestros socios apoyan muy mayoritariamente (casi el 100%) acciones informativas y de convivencia como el “día sin bañador”, pero luego son pocos los que van, los que se atreven. No dudan en apoyar a nivel teórico y en las redes con entusiasmo la normalización de la desnudez, pero a la vez piden la vuelta a poner algún tipo de cartel en su playa preferida si ven que se empieza a llenar de gente con ropa.

¿Cual es la solución?

La solución parece pasar por educar a nuestros socios y desde ellos y con ellos a la sociedad, no sólo con la trasmisión de mensajes lógicos y sencillos (el bañador es anti-higiénico; perjudica en especial a la infancia; carece de sentido; no se usa en los vestuarios aunque haya menores,…) sino también con la incitación a la práctica en cualquier playa (mejor en grupo, para trasmitir más normalidad y evitar posibles problemas).

Playa sólo para blancos en Durban

Tenemos cierta facilidad para llegar a los mass media (véase la gran trascendencia mediática del día del bañador opcional en este enlace), que debemos aprovechar para trasmitir nuestro mensaje, nuestros valores, que no son distintos a los de los demás. Pero a la vez quizás hay que seguir protegiendo algunos de los lugares privilegiados, o pedir carteles en las zonas bajo ayuntamientos con ordenanzas nudófobas, al menos hasta que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos anule esas ordenanzas, que nos guste o no, serán legales hasta ese momento. Nadar y guardar la ropa, que dice el refrán (sólo posible para un nudista, que nada tiene que guardar ;-))

¿Señalizar o no señalizar las playas de tradición nudista?
Etiquetado en:                                                                            

9 pensamientos en “¿Señalizar o no señalizar las playas de tradición nudista?

  • 1 Agosto, 2016 a las 3:21 pm
    Enlace permanente

    La señalización no impide ni puede impedir que haya gente vestida. Es posible que la disminuya (la gente más respetuosa se irá a lo mejor a otro sito), pero también es posible que atraiga a mirones (la gente menos respetuosa no suele hacer caso a estos carteles, o incluso les incita a ir para incordiar). Nunca se sabe, a lo mejor el cartel elimina vestidos majos y atrae "textiles no-majos".

    Responder
  • 2 Agosto, 2016 a las 6:21 pm
    Enlace permanente

    El sábado pasado fuimos mi esposa y yo a la playa de tradición nudista de la desembocadura de la Tordera, entre Malgrat de Mar y Blanes, cuando llevábamos un rato allí llegó una pareja con su hija de unos 10 años, y se colocaron a unos metros de nosotros. una vez estaban situados, los tres con sus vestidos de baño, oímos al hombre decirle a su pareja: -Vaya, nos hemos metido en la zona nudista, y ella le contestó que daba igual, él insistió; si quieres nos vamos para allá, señalando la zona frecuentada por téxtiles, ella le contestó que ya estaban allí, no pasa nada.
    Esta pequeña anécdota no es un caso aislado, a una buena parte de la sociedad ya no le incomoda compartir playa con gente desnuda, ni aún en presencia de sus hijos.
    Ahora que hemos llegado a este punto no tiene ningún sentido que nos asustemos por su presencia en "nuestras" playas i querramos aislarnos, dar un paso atrás.
    La mejor manera de conservar "nuestros territorios" es seguir usándolos, nuestra presencia es mucho más útil que cualquier letrero.
    Dicho esto, tampoco me cierro en banda a cualquier señalización, es posible que en puntos concretos sea necesaria, pero considero contraproducente etiquetar cada rincón.

    Saludos

    Joan de Lomas
    Secretario del CCN

    Responder
  • 2 Agosto, 2016 a las 6:21 pm
    Enlace permanente

    Es un hecho que eso no impide que vaya gente con bañador, tampoco que vayan mirones, a mi particularmente prefiero llamarlas playas libres, pero tampoco veo mal que se especifique mediante algún letrero que es nudista porque de este modo si nos ahorramos las caras de asco, los comentarios y los cuchicheos

    Responder
  • 4 Agosto, 2016 a las 10:57 am
    Enlace permanente

    Voy a comentar mi ultima…digamos desagradable experiencia,vivo cerca de denia,hay una playa nudista a la que me niego totalmente a asistir pues tiene un aceso peligroso bajando por una escalera de piedra a un acantilado de rocas,sin arena ni nada y muy alejada del nucleo de la poblacion, dicho esto hace años asisto a otra playa denominada playa de la almadraba, zona donde se a venido practicando el naturismo desde hace algunos años..mas en verano por la afluencia de estranjeros pero en otras epocas tambien…bueno, recientemente cerraron el acceso a la playa mediante piedras,eso hizo que disminuyera la afluecia de gente y ahora hace poco han vayado el solar inmediatamente detras de la playa,aunque queda aun una buena zona, pues el domingo estaba en la playa tranquilamente con unan amiga practicando el nudismo cuando se me acerco uno de los socorristas indicando que una señora se habia quejado alegando que no estaba bien el que hubiera 2 personas desnudas en la playa, el chico muy amablemente me dijo que el solo me lo notificaba, pero que no me estaba diciendo que me vistiera ni nada, incluso me dijo que para el no estaba haciendo nada malo tan solo ejerciendo mi derecho a estar desnudo, hablamos un rato sobre prohibicion y lagunas sobre el nudismo y me dio su apoyo, aunque el como trabajador me dijo que el solo me lo notificaba por orden se su superior, hasta ahi bien, pero al lado habia 2 parejas jovenes con niños de entre 12 14 años y uno de los chicos empezo a metyerse conmigo exijiendome que me girara para otro lado que les molestaba a sus hijos por que segun el estaba espatarrado y les molestaba verme, casi llegamos a las manos y fue bastante desagradable…otras personas vieron lo que ocurria y se acercaron, eran tambien practicantes pero al no ver a nadie desnudo pues no se atrevieron a desnudarse y se hizo un corrillo de algunos alemanes y frabnceses y hablamos del tema, este viernes dia 5 a las 6 de la tarde hemos quedado para hacer una concentracion y hablar del tema y una de las cosas que se pripusieron fue pedir al ayuntamiento de denia que se señalize la playa para evitar que cosas desagradables como esta vuelvan a suceder..parece ser que a la mayoria de las pwersonas no les gusta vernos en las playas o piensan que las playas son de ellas,, entonces creemos que una señalizacion indicando que alli hay personas bañandose desnudas creo que ayudaria mucho, el que quiera quedarse bienvenido, no tenemos problemas pero al que no le guste pues que busque otras playas…pero es lamentable que no podamos disfrutar del modo de vida que practicamos, he creado un pagina en face para quien pueda estar interesado asociacion nudista d edenia playa la almadraba..por si alguien esta interesado, perdon por el tocho y muchas gracias

    Responder
  • 26 Agosto, 2016 a las 5:30 pm
    Enlace permanente

    No comprendo esa obsesión por parte de mucha gente en señalizar los espacios digamos "nudistas" como nudistas, aún siendo totalmente ilegal, y no el de instalar carteles que informen de que el nudismo en esos espacios es totalmente legal y hay que respetarlo. Creo que es mucho mejor, (puestos a instalar carteles), ya que se informa a todo el mundo que esté y entre en esa playa, de que ha de haber libertad de nudismo y de textilismo. Así nadie podrá denunciar ni quejarse, ya que el cartel será la prueba evidente de una buena convivencia válida para todo el mundo, incluidas las fuerzas de la autoridad.

    Responder
  • 29 Agosto, 2016 a las 12:27 pm
    Enlace permanente

    Hola Victor, ante todo respeto a tu opinión, pero no puedo compartirla. Te explicaré el porqué. Verás, si decidimos que una playa sea libre que es lo que pasará? Como los nudistas están en inferioridad numérica lo que ocurrirá es que una playa que antaño era nudista se irá convirtiendo poco a poco en textil puesto que por cada nudista hay 10 textiles o incluso más. Por otra parte pedir libertad siendo minoría es un auténtico suicidio, porque la libertad de la mayoría acaba por aplastar la libertad de la minoría, así que preferiría mil veces que se etiquetaran como playas nudistas o de tradición nudista antes que playas libres. Si no me crees echa un vistazo por internet y enseguida te darás cuenta de que las playas nudistas están desapareciendo gracias a la libertad de los textiles.

    Responder
  • 5 Septiembre, 2016 a las 9:41 am
    Enlace permanente

    Concordo com todo o artigo. Saudos naturistas Ismael Rodrigo e equipa. Serão bem vindos e seguidores do meu blogue Bioterra

    Responder
  • 12 Julio, 2017 a las 2:28 pm
    Enlace permanente

    Completamente de acuerdo con Óscar. Cada vez son más los textiles que se meten en zonas tradicionalmente nudistas, llegando a ser mayoría en bastantes de esas playas. Esto hace que haya gente que crea que la playa de siempre fue textil. Por otro lado hay que oírles decir que van a la playa que les apetece, y que esa, en concreto, les gusta, y que aunque sea nudista tienen derecho a ir, eso si, vestidos.
    Todo el mundo puede entender que haya un grupo mixto, varios con bañador y otros desnudos; pero que pinta un grupo vestidos todos, creo que nada.
    Es como ir a la biblioteca porque me apetece y me pongo a cantar, pues va a ser que no, que si voy he de guardar silencio que si quiero cantar me voy a otro lugar. Pues en las playas nudistas cumple con la norma.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *